SECCIONES

PORTADA
POLÍTICA
ECONOMÍA
SOCIEDAD
UNIVERSIDAD
OPINION
ESPECIALES
HISTORIETA
MOMARANDU

SUPLEMENTOS

Suplemento de Cultura y Espectáculos Suplemento de Deportes Poesía, arte y literatura del Mercosur Galerías de fotos

CONTACTOS

CORREO DE LECTORES
ESCRÍBANOS

Cultura & Espectaculo Jueves 16 de noviembre de 2017 
Por primera vez un nicaragüense gana el Cervantes
El escritor es el primer nicaragüense en obtener el galardón. Novelista y periodista, fue revolucionario sandinista y vicepresidente de su país entre 1985 y 1990 con Daniel Orteg

Otros títulos
Agenda semanal del Centro Cultural Universitario
“La Chicharra” festeja aniversario a todo color y música
Entregan premio Bambalinas al teatro chaqueño
Cerró el Festival de Cine Guácaras con masiva concurrencia y 52 películas presentadas
La RED MICA abre a ferias y mercados culturales
En “El otro Guácara” se pre estrenó el corto “El sueño de Wachín” en la UP 1
El escritor nicaragüense Sergio Ramírez (Masatepe, 1942) es el ganador del Premio Cervantes de 2017, el más prestigioso galardón de la literatura en español, que se ha fallado hoy, jueves. El nombre del ganador del Nobel de las letras en castellano, dotado con 125.000 euros, ha sido anunciado en rueda de prensa por el portavoz del Gobierno y ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo. El premio de 2016 fue concedido al escritor español Eduardo Mendoza (Barcelona, 1943). Se cumple así la norma no escrita de alternar el galardón entre un español y un autor americano.

Cree Sergio Ramírez que la gracia del viaje de Don Quijote, es que no desea el regreso. Cuando te lo encuentras por esos mundos, sabes que suele andar a gusto allá donde pueda compartir con amigos una buena conversación sobre literatura o política, acompañado siempre de Tulita, su esposa. Ambos tendrán que viajar a España en abril para recibir de manos del rey Felipe el Cervantes. El jurado se lo otorgó este jueves tras siete votaciones. Es el primer autor nicaragüense que lo consigue.

Escritor en un sentido amplio y ancho de la palabra. Autor total: novelista, ensayista, memorialista, poeta, periodista. Pero también político. Hombre de rectos principios, comprometido con la Revolución Sandinista hasta el punto de haber sido nombrado vicepresidente –cargo que ejerció entre 1985 y 1990- por un Daniel Ortega que lo ve hoy como su principal pesadilla. Es crítico con la deriva autoritaria de su país, y el prestigio internacional de su conciencia, la de un creador traducido a 20 lenguas por todo el mundo, pesa. ¿Las razones? Buena parte de ellas se leen en Adiós, muchachos, su memoria de aquel tiempo, hoy reducido al caudillismo residual de su líder en Nicaragua.

Fue abogado, pero la literatura lo cautivó pronto y latió durante toda su vida junto a su activismo por causas políticas, sociales y civiles. Su obra está impregnada por toda una rica amalgama de compromiso cívico, cuajada de un pensamiento que cuestiona la realidad, experiencias en varios frentes, referentes históricos de la literatura y atención constante a las corrientes del tiempo que le ha tocado vivir.

Ramírez es un autor que conoce y profundiza en lo que le rodea, discreto y siempre dispuesto, sereno y cálido. Nació en 1942 en Masatepe y ya a los 18 años publicó sus primeros cuentos. Durante sus años de estudiante de Derecho fundó la revista literaria Ventana y en 1970 publicó su primera novela, Tiempo de fulgor.

Desde entonces hasta Ya nadie llora por mí, su última novela publicada hace dos meses, han aparecido Baile de máscaras, Margarita está linda la mar –Premio Alfaguara en 1998-, Sombras, nada más, Mil y una muertes, La fugitiva o la obra policiaca, El cielo llora por mí. Otro de sus géneros constantes ha sido el cuento. Pero también la memoria, el ensayo y el articulismo en cada frente.

El Cervantes, creado en 1975 por el Ministerio de Cultura, reconoce la trayectoria de un escritor que con el conjunto de su obra haya contribuido a enriquecer el legado literario hispano. La norma no escrita de este galardón establece alternancia a la hora de entregar el premio entre escritores españoles y latinoamericanos. El año pasado lo ganó Eduardo Mendoza. El escritor mexicano Fernando del Paso fue galardonado con el Premio Cervantes 2015. Anteriormente, fueron distinguidos Juan Goytisolo, Elena Poniatowska, Caballero Bonald, Nicanor Parra, Ana María Matute, José Emilio Pacheco y Juan Marsé, entre otros.

España es el país que tiene más galardonados, 22; seguido de México, con seis; Argentina, con cuatro; Chile y Cuba, tres; Colombia, uno; Paraguay, uno; Perú, uno; Paraguay, uno, y ahora Nicaragua, uno. El premio se entrega el 23 de abril, día en que se conmemora la muerte de Miguel de Cervantes, en un acto presidido por los Reyes en la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid), cuna del autor de El Quijote.

El jurado estuvo compuesto por los dos últimos ganadores del galardón (Mendoza y Del Paso) por Darío Villanueva Prieto, por parte de la Real Academia Española; Beatriz Vegh Villegas, de la Academia Nacional de Letras de Uruguay; Carmen Ruiz Barrionuevo, de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE); Diego Valadés Ríos, a propuesta de la Unión de Universidades de América Latina (UDUAL); Esperanza López Parada, Antonio Pau Pedrón, María del Carmen Pérez de Armiñán García-Fresca, Ileana Alamilla Bustamante, María Augusta da Costa Vieira. Las votaciones del jurado son secretas.

El Premio de Literatura en Lengua Castellana Miguel de Cervantes, que es el nombre completo del galardón, "es el máximo reconocimiento a la labor creadora de escritores españoles e hispanoamericanos cuya obra haya contribuido a enriquecer de forma notable el patrimonio literario en lengua española", explica el Ministerio de Cultura, que añade: "La relación de autores premiados desde su primera convocatoria en 1975 constituye una clara evidencia de la significación del Premio para la cultura en español".

elpais.com